Martes, 27 Noviembre 2012 19:33

Gabinete Económico y Social analizó planteamiento estratégico sobre Franja Marino-Costera

Valora este artículo
(0 votos)

El Gabinete Económico y Social, encabezado por el secretario técnico de la Presidencia, Alexander Segovia, analizó la Estrategia de Desarrollo para la Franja Costero-Marina, a fin de planificar, focalizar y priorizar los proyectos y programas estratégicos y coherentes con el desarrollo de la zona. En la reunión estuvieron presentes los titulares de instituciones como Ministerio de Salud, Agricultura y Ganadería, Hacienda, Medio Ambiente y Recursos Naturales, Turismo, Economía, Educación, Trabajo, Gobernación, Obras Públicas. Además, los presidentes de las entidades autónomas como ANDA, FISDL, CEL y las superintendencias y banca estatal.

El secretario técnico reiteró que el accionar de las instituciones del órgano Ejecutivo debe estar en función de la ciudadanía y de facilitar e impulsar la inversión privada de todos los tamaños en el país. Segovia enfatizó que una de las formas es impulsar las pequeñas inversiones y obras públicas indispensables y desencadenantes de mejoras y beneficios para la población de la franja.

Alexander Segovia aclaró una vez más que el Gobierno del presidente Mauricio Funes está apostando por una estrategia integral de la zona marino costera, de la cual el Fomilenio 2, es una parte importante. No obstante, la apuesta estratégica que engloba estos proyectos está en convertir a El Salvador en un país productor de sus propios alimentos que al mismo tiempo genere el excedente necesario para la exportación, esto bajo una gestión ambiental responsable que potencie el uso sostenible del mar.

Por otra parte, el desarrollo también pasa por potenciar al país como un centro logístico y de servicios regionales, con una industria moderna y especializada, incluida la turística de alta calidad. Todo esto fundamentado en el competitivo trabajo de los salvadoreños.

Este planteamiento tiene que ver con la estrategia denominada el Nuevo Ciclo para el desarrollo, la inversión y el empleo, que a su vez comprende: las apuestas sectoriales, el nuevo marco de incentivos, la agilización de trámites, el acceso a financiamiento y el desarrollo de la Franja Costero-Marina (FCM).

El desarrollo de la FCM es importante porque es una región con muchas potencialidades y a la vez con muchos retos. Incluye 75 municipios, el 34 por ciento del territorio nacional, 321 kilómetros de costa y un área marina de 100 mil kilómetros cuadrados y 200 millas de mar territorial. De acuerdo con datos de 2007, en la FCM reside el 26 por ciento de la población.

Entre las principales potencialidades se cuenta con el 77.5 por ciento de la superficie natural protegida del país, alberga uno de los más grandes arrecifes coralinos del Pacífico Mesoamericano y posee el 61.5 por ciento de los suelos de clases I y II.

En el área se cuenta con los Puertos de La Unión y Acajutla, el Aeropuerto Internacional de El Salvador y la carretera El Litoral. Además de tener al mar como patrimonio productivo y consecuente potencial turístico. Un factor adicional relevante es que la región tienen una elevada organización ciudadana y articulación intermunicipal. “El modelo de desarrollo y el crecimiento sostenido de esta economía pasa inevitablemente por el desarrollo de esa zona”, aseguró el secretario.

Sin embargo, en a FCM el 56 por ciento de la población se encuentra en situación de pobreza, el 20.5 por ciento es analfabeta y sólo el 1.6 por ciento de sus pobladores tienen educación superior. Además, haya altos niveles de contaminación de las agua, riesgos de inundaciones y el 42 por ciento de los hogares no acceden a agua por cañería, entre otros datos.

Por ello, la estrategia de intervención diseñada por el Gobierno, implica mejorar las condiciones de vida de la población de los territorios mediante el fortalecimiento del tejido socio productivo costero marinos. Este objetivo se logrará con base en 4 ejes estratégicos que son: la inversión productiva, la calidad de vida para la población, logística e infraestructura y los núcleos urbanos costeros.

En cuanto al eje de inversión productiva, se centrará en la producción de alimentos, pesca, agroindustria y turismo. En lo concerniente a mejorar las condiciones de vida, están contempladas algunas acciones como: ampliación de la red de atención primaria y hospitalaria, la creación de 14 nuevos ECOS, la construcción de un hospital en Conchagua y la creación de las Casas de la Cultura del Mar, entre otras muchas medidas.

En el eje de logística y servicios asociados, se proyecta para el próximo año, la modernización y ampliación del aeropuerto de Comalapa, la concesión del Puerto de La Unión y la modernización del de Acajutla, la modernización de las fronteras de El Amatillo y Angiatú, la ampliación del tramo de carretera Aeropuerto-Zacatecoluca y el impulso gubernamental al desarrollo de la industria aeronáutica.

Finalmente, el desarrollo de los núcleos urbanos costeros implicará el ordenamiento y rehabilitación de los cascos urbanos de Acajutla y La Unión y la construcción de la infraestructura para la producción y desarrollo, tal es el caso de malecones comerciales, muelles artesanales para la pesca, turismo y comercio, así como tratamiento de aguas, agua potable y saneamiento ambiental, entre otros. Los núcleos urbanos con activos estratégicos que se han identificado son los siguientes:

La Unión-Golfo de Fonseca, Bahía de Jiquilisco-Puerto El Triunfo, Comalapa-San Luis Talpa, La Libertad, Acajutla-Barra de Santiago y por supuesto el mar mismo.

En este contexto el secretario técnico anunció que se ampliaría a toda la FCM, el programa Territorios de Progreso, debido a la alta necesidad de promover la articulación de la oferta gubernamental con la demanda en los territorios a fin de eficientar y maximizar los recursos públicos.

El Gabinete Económico y Social también conoció a cerca de la Evaluación Ambiental Estratégica, ya que es otro de los pilares sine qua non, sería posible el desarrollo en la FCM. El ministro de Medio Ambiente, German Rosa Chávez, planteó los rubros más relevantes de la referida estrategia, estos son: reducción de riesgos, saneamiento ambiental, pesca sostenible, restauración de manglares y humedales, agroforestería y desarrollo agropecuario sostenible, gestión integrada del recurso hídrico, ordenamiento ambiental del territorio y fortalecimiento institucional y sistema de gestión ambiental y social.

Visto 13109 veces Modificado por última vez en Martes, 27 Noviembre 2012 20:48